logo

Diamanda Galás sobre lo difícil de hacer un trabajo difícil.

Entrevista con  T. Cole Rachel

Marzo 30, 2017

Fuente

Te alejaste de la escena pública por un número de años. Dada la intensidad de tu trabajo ¿fue necesario tomar un descanso, fue una decisión artística?

Hubo diferentes razones por las que me alejé. La primera razón fue que por mucho tiempo la mayoría de mi trabajo ocurría en Europa y todo el tiempo estaba allá. Fue un tiempo maravilloso. Pero durante ese periodo de tiempo mi padre murió. Y luego, en un periodo de dos meses, me enteré de que mi madre caía enferma y tenía una esperanza muy corta de vida.

 

James GalasJames Galás

Así que decidí detener cualquier cosa e ir a verla… fue aterrador. He cancelado giras anteriormente por mi padre, para estar con él y decidí que era el momento de hacer lo mismo para estar con mi madre. Ella es la única familia que me queda. A mi hermano lo perdí mucho tiempo atrás por el SIDA. Decidí que no iba a dejarla. Juntas, mi madre y yo, decidimos no poner atención a la predicción del doctor y concentrarnos en cuidarla y seguir un riguroso tratamiento. Ella está viva ahora, siete años después.

Durante la crisis de SIDA hubo muchas discusiones sobre hacer lo necesario para cuidar a los que amas. No abandonabas a las personas que estaban enfermas, te quedabas con ellos. Curiosamente, cuando se trataba de los padres, la actitud regularmente era muy diferente. Me di cuenta de eso y lo encuentro verdaderamente peculiar. La gente podía hacer cualquier cosa para que su novio o novia se mantuvieran con vida, pero si los padres tienen que ser enviados a un asilo, eso está bien. No, no, no, no, no. Lo mismo tiene que ser para todos. Yo creo verdaderamente en la importancia de honrar el arte, pero eso es un sin sentido si no tomas cuidado de la gente en la vida real.

También mi trabajo trata de eso. Todo mi trabajo está relacionado con la mortalidad y el miedo a la muerte y de proteger aquellos que se encuentran más cerca de ella que otros. Todo lo que he hecho ha estado relacionado con eso y si yo de pronto me comportara como otra persona sería algo raro. Si revisaras mi trabajo te darías cuenta de que literalmente todo ha estado relacionado con esas cosas: invasiones militares, la crisis del SIDA, enfermedades mentales, la muerte. Así que cuando de pronto me tuve que enfrentar con la verdad en mi familia, abandonar a mi madre o a mi padre no tendría ningún sentido. No puedes pretender que te importan este tipo de asuntos en tu arte si no lo haces en la vida real.

¿Cómo se siente regresar a los escenarios?

Lo amo. Trabajar en casa es a menudo tremendamente aburrido. Regularmente trabajo traduciendo cosas, poniendo música a textos antiguos. Es un trabajo real. Una vez que estas dentro del lenguaje, rodeado por diccionarios de griego y latín, tratando de llegar a las raíces de todas esas palabras, tratando de entender esta poesía… entonces se vuelve adictivo. Muchas traducciones están llenas de mierda, así que tienes que hacer tu propio trabajo para realmente entender el material. Si eres un cantante, no podrás llegar a ningún lugar si no entiendes realmente lo que cantas.

 

Al menos al principio del proceso, algunas veces haciendo investigación y el trabajo duro no tiene ningún encanto. Muchos poetas dirán lo mismo: “Mira, es mi trabajo, lo hago todos los días”. Algunas veces estoy inspirada, otras veces no. Algunas veces, para inspirarte, simplemente te tienes que sentar por una hora y desconectarte de todo, pero pienso que eso es lo que tienes que hacer prácticamente con cualquier trabajo, independientemente de tu pasión. Tienes que trabajar para llegar al punto en el que ya lo has superado y eres libre. Entonces llega la vida. De otra forma eres como un muerto caminando por ahí. Al menos así me siento.

¿Tu voz ha cambiado a lo largo de los años?

Iba a decir que puedes desarrollar tus notas graves cuando envejeces, pero recientemente he visto que hace siete años alcanzaba notas más graves de las que alcanzo actualmente, así que todo puede ser mentira. No lo podría asegurar. Desearía poder hacerlo, pero estoy contenta de no poder porque existe un cliché acerca de que los cantantes que envejecen han perdido su potencia vocal. Eso se debe a que ellos por lo regular están fuera de forma porque sus cuerpos están fuera de forma y ya no tienen resistencia. No hablo solamente de la voz, hablo de su estado físico general. Muchas personas cuando envejecen tienden a no caminar y a no cuidarse debidamente. Respirar es esencial para ser un buen cantante. Respirar es la voz. Así que, si no sabes cómo respirar, entonces no sabes cantar. PUNTO, eso es todo. Y no cantarás correctamente.

La gente pide consejos acerca de esto todo el tiempo: “¿cómo canto? ¿cómo puedo cuidar mi voz”… Todas esas formas de pensar son clichés y los grandes cantantes no tienen tiempo para eso. Vaya, si ves a Placido Domingo, quizás dirá “Bueno, mi voz se ha engravecido y ahora puedo cantar como bajo” o barítono o lo que sea, no sé en qué tesitura cante, barítono creo. Y él simplemente canta. Así que no sé, no sé qué pasará con mi voz, pero he cantado por un largo tiempo y parece estar bien. Descubrí que puedo cantar frases más largas de las que cantaba anteriormente. Frases muy largas con una relajación extrema, y eso está bien. Así que el consejo que puedo dar es realmente básico: cuida tu cuerpo. Canta sobre aquello que entiendas y aquello que te importe.

Mucha de tu música al final de los años 80´s y principios de los 90´s, particularmente Plague Mass, que trata explícitamente acerca del horror y la pandemia de SIDA en una forma brutal, es horrorosa de recordar. Porque para aquellos que vivieron la epidemia, aquellas grabaciones son documentos dolorosos. ¿Cómo mantienes una relación con ese material? ¿Qué se siente cantarlo ahora?

Querían que presentara Plague Mass de nuevo, y lo haré, pero resulta interesante que el trabajo que hago actualmente es muy similar. Siempre me he sentido atraída por aquellas historias acerca de epidemias y plagas, pero aquellas historias nunca serán relevantes, tristemente.  Cuando estuve preparando Plague Mass por primera vez experimente un dolor agudo. Cuando trabajo en algo es porque siento una sensación de horror acerca de lo que está pasando, y lo siento muy muy cercano. Existen personas que quieren que presente este trabajo, pero es difícil encontrar productores, especialmente en los Estados Unidos, quienes me ayuden a montar el proyecto. Es casi imposible.

¿Le tienen miedo al material?

Simplemente no hay dinero para las artes. O, debo decir, no hay dinero para este arte. Hay dinero si quieres hacer algo realmente estúpido, para eso sí hay dinero. Asegúrate de que sea realmente estúpido, y que suene estúpido e inmediatamente llamará la atención de cientos de personas y no hará a nadie miserable y simplemente está bien y está de moda, etc., y alguien pagará por eso. Pero eso jamás me ha interesado. Nunca me ha interesado complacer gente de la manera tradicional.

Juzgando por tus shows en NYC de los cuales se grabaron dos discos en vivo –All the Way y At Saint Thomas the Apostle Harlem–  hubo un sentimiento de euforia entre la audiencia.

Estaba muy contenta en esos conciertos. Sentí mucho amor del público y no baso mis presentaciones en eso. Nunca pido eso. Fue algo realmente inesperado que me hizo realmente feliz. Claro que a cualquiera le gusta ser aplaudido, pero no esperas algo así cuando presentas un trabajo como el mío. Nunca. De hecho, una de las cosas que más te preocupan cuando haces un trabajo como el mío es lastimar a otras personas al hacerlo. Te preocupa que esas personas no puedan sobrellevarlo. Así que fue muy bueno presentar aquellos shows y sentir aquella respuesta de la gente. Fue más que bueno.

La idea de que puedas lastimar a la audiencia con tus presentaciones es algo que nunca he escuchado de algún otro artista antes.

Una vez ví a un niño en la audiencia sentado con su madre y pensé que iba a matarme porque estaba realmente enfermo, lo podía ver. Pensé: ¿cómo te atreves a hacer este tipo de trabajo, cómo te atreves a romperle el corazón”. Y luego, supe por su madre que él quiso venir al concierto porque lo hacía sentir mejor. Y lo hizo sentir mejor porque alguien estaba diciendo la verdad acerca de cómo él experimentaba la vida. Y en ese mismo concierto hubo gente que experimentaba la vida de la misma manera, así que él no tuvo que sentirse solo.

¿Qué se siente producir un trabajo que toca constantemente estados físicos y mentales extremos?

Toma mucho de mi integridad física, pero no es tan fuerte para mi en un nivel emocional. Lo que es fuerte emocionalmente para mí es no expresar lo que siento. No podría hacer lo que Pollyanna, educada con optimismo por parte de su padre y que usa el juego de encontrar el lado bueno de cualquier situación, porque realmente no podría expresar lo que siento. Cuando la gente me pregunta acerca de usar mi voz de una manera diferente o por qué no canto canciones felices o hago música más accesible, Siempre tengo que responderles, ¿No ya tenemos suficiente de eso en el mundo? ¿No hay suficientes mujeres cantando ya canciones de amor? Y de verdad amo las canciones de amor. Pienso que son maravillosas, pero por Dios, hay una vida fuera de situaciones amorosas. Quiero decir que desafortunadamente hay una vida fuera de situaciones amorosas… o quizás no tengamos por qué decir desafortunadamente porque las situaciones amorosas pueden ser verdaderamente las más horrendas en el mundo. Ahora, por el estado del mundo en general y porque estoy tratando de terminar todo el trabajo pendiente, cantar canciones de amor o tener una aventura amorosa es lo último que necesito. Me he alejado de eso por unos años. Y nadie necesita hacerme proposiciones, por favor.

 

  • Share

Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *